CAPRIF-CC da los primeros pasos para la activación económica del rural en Galicia y Asturias

Share

El seminario de inicio del proyecto CAPRIF-CC. Comunidades activas y paisajes resilientes a incendios forestales y cambio climático, se desarrolló este viernes 19 de abril en el Centro de Estudos Avanzados de la USC, donde inauguró la vicerrectora de Titulaciones e Internacionalización de la USC, María José López Couso; el director de la Fundación Juana de Vega, José Manuel Andrade; y el director de la Fundación CEER, Ángel Miramontes.

La jornada comenzó [ver aquí programa completo] con la bienvenida institucional del equipo de trabajo y continuó con la presentación técnica. Para finalizar, tuvo lugar una mesa redonda entre las comunidades de montes participantes en las cinco zonas de actuación: Barbanza-Sar-Baixo Ulla, Macizo Central, Os Ancares-O Courel, Negueira de Muñiz-Cangas del Narcea e Valdés.

En su intervención, José Manuel Andrade, director de la Fundación Juana de Vega, recordó la satisfacción de la entidad por participar en este proyecto en el que asume el papel de representante de la agrupación y la dirección técnica. CAPRIF-CC, destacó, «conecta de lleno con las preocupaciones y líneas de trabajo de la Fundación Juana de Vega a favor de mantener un rural vivo, dinámico y rentable económicamente, y más resiliente al cambio climático con el fin de evitar incendios forestales. Para eso, recordaba, «es necesario mantener un territorio trabajado y gestionado. Todos sabemos que lo que no gestiona la gente, lo acaba gestionando el fuego, con las consecuencias económicas, sociales y ambientales que esto representa».

El proyecto CAPRIF-CC cuenta con la participación de la Fundación Juana de Vega (FJdV), la Fundación CEER (FCEER), la Fundación Montescola, la Asociación Gallega de Custodia del Territorio (AGCT) y CETEMAS (Centro Tecnológico y Forestal de la Madera). Con un presupuesto de 1.207.702,82€, el proyecto está cofinanciado en un 95% por la Fundación Biodiversidad  del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MITECO), en el marco del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia (PRTR), financiado pola Unión Europea-NextGenerationEU.

Hoja de ruta
El proyecto CAPRIF-CC. Comunidades activas y paisajes resilientes a incendios forestales y cambio climático trabajará durante casi dos años, hasta finales de diciembre de 2025, para la activación económica de zonas rurales del noroeste de la Península Ibérica. En concreto, se persigue la dinamización laboral en el ámbito forestal y en los usos multifuncionales del monte en Galicia y Asturias. El consorcio tuvo a principios de año su reunión de lanzamiento en la sede de la Fundación Juana de Vega, en Oleiros (A Coruña).

CAPRIF-CC abordará la conservación de ecosistemas forestales biodiversos, resilientes y adaptados al cambio climático mediante prácticas de selvicultura próximas a la naturaleza y prácticas de restauración adaptativa en un entorno de cocreación participativa. Otra de las cuestiones señaladas en la hoja de ruta del proyecto consiste en el impulso de modelos de planificación y gestión forestal innovadores que incorporen los objetivos de adaptación al cambio climático y de fomento de la biodiversidad.

El consorcio también tratará el fomento de la cohesión social y la gobernanza participativa en la gestión forestal sostenible y la conservación de la naturaleza, promoviendo la constitución de una Red que facilite el intercambio y la replicabilidad de experiencias exitosas en el incremento de la calidad de vida y la generación de riqueza para las poblaciones locales. La implementación de modelos de economía verde y actividades generadoras de externalidades positivas relacionadas con la gestión forestal sostenible a través de inversiones privadas que consideren la valoración económica de los servicios ecosistémicos y sistemas de pago que viabilicen la gestión y la restauración forestal activa con un enfoque de biodiversidad, agua y prevención de incendios, será otra de las cuestiones abordadas.  

Para alcanzar los objetivos formulados y para promover un aprovechamiento multifuncional y sostenible, el proyecto CAPRIF-CC persigue la implicación de los agentes de toda la cadena de valor forestal y fomentará, especialmente, aquellos aprovechamientos que generen una mayor y mejor protección del territorio tanto frente a incendios forestales, como resiliencia frente al cambio climático. La creación de una red de ‘Living-Labs’ de innovación abierta, la identificación de los actores relevantes en campos clave para el proyecto, la elaboración de mapas de talento, visitas de campo, sesiones formativas y/o participativas para la cocreación, aprovechando también tejido de redes, conforman el núcleo de las actividades del CAPRIF-CC.

En su intervención, José Manuel Andrade, director de la Fundación Juana de Vega, destacó que CAPRIF-CC «conecta de lleno con las preocupaciones y líneas de trabajo de la Fundación Juana de Vega para mantener un rural vivo, dinámico y rentable económicamente, y más resiliente al cambio climático con el fin de evitar incendios forestales. Para eso, recordaba, «es necesario mantener un territorio trabajado y gestionado. Todos sabemos que lo que no gestiona la gente, lo acaba gestionando el fuego, con las consecuencias económicas, sociales y ambientales que esto representa».