La primera reunión participativa del proyecto CAPRIF-CC en Barbanza-Ulla-Sar reunió a más de 25 personas y entidades relacionadas con la gestión multifuncional del monte

Share

El jueves, 13 de junio se celebró en el Auditorio Municipal de Rianxo la primera sesión del “Living Lab” para el ámbito territorial Barbanza-Ulla-Sar que, en el marco del proyecto CAPRIF-CC (Comunidades activas y paisajes resilientes a incendios forestales y cambio climático) reunió a representantes de las Comunidades de Montes Vecinales en man común de los  ayuntamientos de Dodro, Lousame, Padrón, Porto do Son y Rianxo, así como a técnicos forestales, responsables del proyecto y personas y organizaciones que por su trayectoria y perfil acercaron perspectivas e ideas para favorecer la innovación a gestión sostenible del monte. La sesión estuvo organizada por la Fundación Juana de Vega y en ella participó también la Fundación Montescola.

Los “Living Labs” son talleres participativos que se centran en facilitar el diseño de un modelo de gestión multifuncional para los propietarios forestales y para las Comunidades de Montes, reuniendo a personas y entidades que pueden acercar perspectivas diversas y de gran interés desde su trayectoria y conocimiento, de cara a intercambiar perspectivas que favorezcan la creatividad, la innovación y la viabilidad del sector forestal.

La del jueves 13, fue la primera sesión de las tres previstas a lo largo del proyecto en cada uno de los cinco “Living-Lab” en los que trabaja el proyecto en Galicia y en Asturias. En este primer taller, los asistentes compartieron una visión del escenario de partida, así como los retos a abordar y las potencialidades de cada monte. En los meses de septiembre y noviembre se llevarán a cabo dos sesiones más, centradas en la innovación, para identificar líneas de actuación y diseñar las actuaciones que se desarrollarán en el marco del proyecto hasta finales de 2025. Son voluntariado ambiental, certificación forestal, jornadas formativas y un programa de apoyo a las ideas emprendedoras que surjan en el proceso.

¿Qué es CAPRIF-CC?
El proyecto CAPRIF-CC tiene el objetivo de impulsar y apoyar la creación de iniciativas innovadoras de gestión multifuncional del monte con comunidades rurales, en ámbitos de alto valor natural o áreas quemadas de Galicia y Asturias, para aumentar su resiliencia ante los incendios forestales y el cambio climático, demostrando la compatibilidad con la generación de economía y empleo local. Con este fin, en Galicia el proyecto se centra en la figura de las Comunidades de Montes Vecinales en man común y de los Montes de Varas. En concreto, en el ámbito de Barbanza-Ulla-Sar, son nueve los participantes: CMVMC de Balouta de Fontecoba y de Cruz de Avelán (Dodro), CMVMC de Froxán (Lousame), CMVMC de Lapido (Padrón), CMVMC de Baroña (Porto do Son), CMVMC de Leiro, do Araño, do Fieitoso de Taragoña, e de Ferreira e Campelo (en Rianxo).

Junto con la Fundación Juana de Vega (coordinadores), el consorcio de CAPRIF-CC está integrado por la Fundación Montescola (Lousame), la Fundación Centro de Estudos Eurorrexionais Galicia – Norte de Portugal (CEER), la Asociación Galega de Custodia do Territorio (AGCT), y CETEMAS (Centro Tecnológico y Forestal de la Madera), con sede en Siero (Asturias).

El proyecto cuenta con el apoyo de la Fundación Biodiversidad del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MITECO), en el marco del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia (PRTR), financiado por la Unión Europea- Next Generation UE.

Los “Living Labs” son talleres participativos que se centran en facilitar el diseño de un modelo de gestión multifuncional para los propietarios forestales y para las Comunidades de Montes, reuniendo a personas y entidades que pueden acercar perspectivas diversas y de gran interés desde su trayectoria y conocimiento, de cara a intercambiar perspectivas que favorezcan la creatividad, la innovación y la viabilidad del sector forestal.